El azúcar puede amargarte la vida

Home » Lección mensual » El azúcar puede amargarte la vida
azucar

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha sometido a consulta pública unas recomendaciones para reducir el consumo de azúcar. Está “preocupada” porque el aumento del consumo de azúcares, “particularmente en forma de bebidas endulzadas con azúcar“, puede derivar en “una dieta insalubre, aumento de peso y mayor riesgo de padecer enfermedades no transmisibles“, además de incidir en el desarrollo de enfermedades dentales como la caries.

La actual recomendación de la OMS (que data de 2002), es que el consumo de azúcares debe representar menos del 10% de la ingesta calórica total diaria.En el nuevo proyecto se formula la misma recomendación, pero además se indica que si la ingesta calórica total diaria se reduce a menos del 5%, se obtendrán beneficios adicionales. Un 5% de la ingesta calórica total equivale a unos 25 gramos (aproximadamente 6 cucharadas de café) de azúcar al día para un adulto con un índice de masa corporal normal.

Los límites de ingesta de azúcares que se sugieren en el proyecto se aplican a todos los monosacáridos (como glucosa y fructosa) y disacáridos (como sacarosa o azúcar de mesa) que son añadidos a los alimentos por los fabricantes, los cocineros o los consumidores, así como a los azúcares presentes de forma natural en la miel, los jarabes, los jugos de fruta y los concentrados de fruta.

Lo cierto es que el consumo mundial per cápita de azúcar está subiendo: de 23,7 kilos en 2011 a 24,6 kilos en 2012, casi un kilo más, según el último informe anual de la Organización Mundial del Azúcar (ISO).

La OMS reconoce que “gran parte de los azúcares que se consumen hoy en día están «escondidos» en alimentos elaborados que generalmente no se consideran dulces. Por ejemplo:

 

Una cucharada de ketchup contiene unos 4 gramos de azúcar (aproximadamente una cucharada de café).

 

– Una lata de refresco contiene hasta 40 gramos (unas 10 cucharadas de café) de azúcar. (Un 60% más del recomendado por la OMS).

 

Publicaba EL PAÍS el pasado 15 de marzo, que “las directrices de la OMS tienen por objetivo orientar a los países sobre cómo reducir problemas de salud pública. Concretamente en el caso del azúcar apuntan a la obesidad y la caries dental… que ya han sido interpretadas en algunos sectores como una señal de que ese alimento podría ser “el nuevo tabaco”.

Sin embargo, no son la obesidad y las caries los únicos problemas relacionados con el azúcar. También lo son enfermedades degenerativas y autoinmunes como el cáncer o la artrosis, por poner algunos ejemplos.

Y esto no es un descubrimiento nuevo. En 1946, el prestigioso doctor Max Gerson testificó ante el Senado de Estados Unidos para dar testimonio acerca de que cincuenta de sus pacientes de cáncer (la mayor parte de ellos en fase terminal) habían tenido remisiones absolutas solamente cambiando su dieta, desintoxicando su cuerpo y mejorando sus hábitos de vida. Dentro de la dieta desintoxicante del Sr. Gerson, el azúcar está totalmente prohibida. Además, el doctor Gerson comprobó que al desintoxicar y mineralizar a sus pacientes, otras enfermedades, como las migrañas, la artritis reumatoide, la osteoporosis, la tuberculosis y un largo etc., se curaban totalmente.

En contra de la creencia popular, no es necesario ingerir azúcar. El azúcar, cuando se metaboliza, tiene un efecto acidificante en la sangre. De hecho, el azúcar está en la escala máxima de alimentos acidificantes. Los medios ácidos son los que provocan que los virus, bacterias y hongos puedan reproducirse en nuestro interior. Puestos a elegir algo dulce, optemos por alimentos que “alimentan” de verdad, como los dátiles, pasas o frutas desecadas, las frutas dulces frescas (plátano, uva, chirimoya…) o una cucharada de miel.

El azúcar, aunque nos cueste o nos duela oírlo, no es un alimento, es un veneno. Además de una droga.

Si aún no lo has visto, te aconsejo que busques en YouTube el documental francés que emitió La 2 en “La Noche Temática” hace un tiempo titulado “Sobredosis de azúcar”. En él, un investigador francés demuestra que el azúcar produce más adicción que la cocaína. Y muestra cómo el lobby del azúcar es quien controla las legislaciones del producto desde la sombra.

Ten cuidado con ella, porque el azúcar puede amargarte la vida.

Gema Martíz

www.escuelasuperiordecoherenciacardiaca.com

www.gemamartiz.com

Comments are closed